La fotografía emocional es aquella que consigue que, cuando una persona ve esa imagen, se provoque en ella una alteración del ánimo. En Pepa Málaga Fotografía tenemos como objetivo que esta reacción anímica al ver nuestras fotos sea agradable y placentera. Y por ello hace un mes pusimos en marcha #fotografiapositiva, la iniciativa de la que se ha hecho eco Madrid Directo, el magazine de actualidad de las tardes de Telemadrid.

En este post te hablaremos de…

¿Qué es la fotografía emocional?

Según el Diccionario de la Real Academia Española, «emoción» es, en su primera acepción, «alteración del ánimo intensa y pasajera, agradable o penosa, que va acompañada de cierta conmoción somática». Entonces, algo emocional será aquello que altera el ánimo de forma intensa y pasajera, con las características anteriores.

La fotografía emocional es como entiendo nuestro trabajo fotográfico en Pepa Málaga Fotografía. Dejé mi trabajo como redactora en televisión porque me había enamorado de la manera de contar historias con la cámara. Porque llegué a una boda casi por casualidad (‘colándome’ en el equipo de mi marido, Javier Arroyo) y descubrí que lo que realmente me llenaba era emocionar contando emociones.

Desde entonces han pasado seis años y he creado mi propia marca, he aprendido, he evolucionado mi manera de editar y cambiado algunos procesos de mi trabajo. Pero si algo se ha mantenido ha sido la emoción que siento cuando tengo delante de mí una escena en la que todo son sentimientos.

fotografia-emocional-madrid-pepa-malaga

¿Quieres hacer tus propias fotos de familia con los mejores consejos GRATIS?

 

¿Cómo surge la #fotografiapositiva?

#fotografiapositiva surgió como resultado de un sentimiento amargo de impotencia. Se acababa de decretar el estado de alarma en España. Las cifras de muertos y contagiados por coronavirus estaban desbocadas. Las empresas empezaban a cerrar. La angustia por la enfermedad y por la incertidumbre en todos los aspectos –también en el económico, claro– estaba agarrotándonos la vida.

Me sentía impotente. No soy médico, así que no puedo curar. No sé coser, así que no puedo hacer mascarillas ni batas para el personal sanitario. No soy psicóloga, así que ni siquiera puedo ayudar a quien está hundido. Yo sólo cuento historias. 

¿Sólo? Ahí estaba la clave. En las historias. De pronto caí en que, para mí misma, volver a ver fotos de momentos felices me hace ser feliz. Da igual que sea un instante efímero: es felicidad. Y vale. Porque te da energía y te hace conectar con lo mejor de ti.

Entonces, si recordar mis momentos felices me roba una sonrisa, ¿por qué no recordarle a las personas que han pasado por mi cámara algunos de sus momentos de felicidad?

Comencé a revisar discos duros. Elegí una foto de cada sesión. Fotos de boda, fotos de comunión, fotos de familia. Hice un diseño bonito con la etiqueta #fotografiapositiva. Por si les apetecía compartir esa felicidad en sus redes sociales para generar aún más energía positiva.

fotografia-emocional-de-bodas-pepa-malaga

 

¿Quieres fotografía emocional para tu boda?

 

Y se las fui enviando junto con este texto:

 

Llevamos una semana de confinamiento –que no aislamiento, porque estamos más conectados que nunca– y si hay algo que se ha quedado con nosotros es el miedo.

No soy psicóloga. Sólo cuento historias. Pero dicen los que se dedican a cuidar de nuestra mente que en esta situación es cuando más debemos mimar nuestras emociones y procurarnos, como si de una obligación se tratase, momentos que nos hagan SENTIR BIEN.

A mí me cura recordar instantes felices. Y durante estos meses atrás he tenido la suerte de que me eligieras para recordar los tuyos. Por eso hoy quiero tirar de #fotografiapositiva para sacar de ahí adentro, donde quiera que esté, una sonrisa.

Si quieres compartirla, te espero en Instagram o Facebook con el hashtag #fotografiapositiva. Y si no, da igual: sólo dime por aquí que, por un solo instante, te he ayudado a ser feliz. Pocas cosas podrían hacerme sentir mejor ahora.

GRACIAS por formar parte de mis recuerdos felices. Ya sólo pienso en los que vendrán.

#HayLuz

fotografia-emocional-pepa-malaga-fotografia

 

GRATIS >> Guía para salir bien en tus fotos de boda

 

 

Así ha ayudado #fotografiapositiva

Yo quería robar sonrisas. Pero lo que no imaginaba era que, de vuelta, me tatuarían una sonrisa en mi cara. Que, efectivamente, la fotografía positiva sería también un salvavidas emocional para mí misma.

Mariví, Marta, Kate, Mercedes, Sara, Nuria, Paloma, Carmen, Gemma, María, Irene, Aurora, Patricia… ¡más de cien personas han recibido ya su #fotografiapositiva! Y sus respuestas han sido alentadoras, verdaderos acicates para el optimismo. Aquí os comparto algunas:

 

Gracias por hacernos más felices capturando esos momentos… por todas tus palabras a esos bebés, a esos niños y a esos novios tan especiales! Siempre tan única! Me encanta seguirte y leerte! Un besazo enorme guapísima ♥ No dejes de hacerlo nunca por que lo haces muy bonito!!!✨

 

Eres maravillosa Aiiiins tus imagenes nos hacen felices pero… y tus palabras!❤ Ganas de volver a construir recuerdos d esos de los q tiras cuando todo se pone dificil Gracias por estar siempre 

 

Me ha llegado al almaaaaaaa amigaaaaa❤❤❤❤❤

 

Que grande eres Noelia👏👏que subidón! Muchas graciaas!! 

 

Noelia!! Pues como siempre lo has conseguido!! 🥰 #fotografiapositiva como la que mas😍 Gracias gracias y gracias por ser así! Ojalá hubiera en el mundo más gente como tú… #Hayluz🙏🏼 

 

#fotografiapositiva en Telemadrid

Algunas de estas sonrisas llegaron hasta las redes sociales. Y Madrid Directo, que busca aportar un halo de luz mediante la información, pero también el entretenimiento, se interesó por la iniciativa. 

Su directora, Susana Moreno –para quien nunca tendré suficientes palabras de agradecimiento– me propuso contar en directo cómo había surgido… ¡y allá que fui! Bueno, más bien vinieron Luis (reportero) y Álvaro (operador de cámara), que me trataron como a una reina.

Aquí tenéis el vídeo:

 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Hoy hace justo un mes que comencé a recopilar fotos de las personas que me habían elegido para guardar sus recuerdos y a enviárselas con la luz de la #fotografiapositiva. Ha sido increíble ver cómo, en mi ánimo de robar sonrisas, conseguía que me las robasen a mí de vuelta. 📺En Madrid Directo se han hecho eco de la iniciativa. Y yo sólo puedo dar las GRACIAS a todo el equipo del programa, pero especialmente a todas las personas que me elegís para miraros bonito. Porque, sin vosotros, nada de esto sería. ⚡️ #hayluz #pepamalagafotografia #fotografadebodasmadrid #bodasenmadrid #mitrabajoesturecuerdo #emocionespositivas #fotografianatural #gracias

Una publicación compartida de Foto y vídeo de boda (y más) (@pepamalagafotografia) el

 

¿Te gustaría contagiarte de #fotografiapositiva?

En momentos como el que vivimos se hace más presente el valor de lo auténtico. De la familia, de los amigos, de la gente que te rodea. Y de todos los recuerdos que has vivido junto a ellos.

Las fotografías y los vídeos de los eventos familiares (o de los «porque hoy es hoy») son como farolas a las que agarrarnos cuando el viento sopla fuerte y parece que vamos a salir volando. Nos anclan a nuestra ‘tierra’ y, además, nos dan luz.

fotografia-de-bodas-madrid-pepa-malaga-fotografia

Por eso te animo a que recuperes tus álbumes. A que los saques de la estantería y los disfrutes. A que vuelvas a vivir tus momentos felices. Sí, habrá nostalgia. Pero también felicidad. Y puede que te hagan llorar. Pero lo importante ahora es no dejarse nada dentro.

Sí, ya sé que las sonrisas no salvan vidas. Pero ayudan a hacer más agradables los momentos en los que parece que la vida nos supera. Y ese ya me parece un buen motivo para seguir adelante con #fotografiapositiva.

Gracias a todos los que cada día estáis a nuestro lado. A los que nos elegís para vuestros momentos únicos.

Gracias, por supuesto, al equipo de Madrid Directo (y en especial a Luis y Álvaro) por llevar esta humilde historia a las pantallas de los madrileños.

Y gracias a ti, que me estás leyendo, por dedicarme un ratito de tu tiempo. Todo esto, sin ti, no sería.