La boda internacional de Marta y Daniel en Zaragoza comenzaba con los sentimientos a flor de piel.

«Eres mi todo desde hace diez años. Mi pareja, mi compañero, mi mejor amigo. Mi persona. Mi mitad. Durante todo este tiempo, y cada día un poquito más, he ido descubriendo la gran persona que eres. Hemos sabido sobreponernos a la distancia, siendo muy conscientes de que esto, lo nuestro, merecía la pena. Contigo me siento en casa. No importa el escenario. Cuando me abrazas, sé que todo va a ir bien. Y simplemente decirte que te prometo amor eterno, Dandán».

No encuentro mejor manera de contar la historia de amor de Marta y Daniel que los votos que ella misma pronunció, cierzo mediante. Directa. Intensa. Sin florituras. Sencilla y profunda a un tiempo. Con ese lenguaje propio que hace personal un universo lleno de detalles. De miradas. Donde una sonrisa habla a gritos a pesar de que ulule el silencio.

Cuando me contaron su historia me sorprendió saber que llevan toda la vida juntos. Que la historia de «chica conoce a chico» se fraguó en la residencia donde vivía Marta en Teruel. Que allí trabajaba la madre de Daniel. Y que en realidad fue ella, Carmen, la que primero quedó conquistada por su sonrisa. No me extraña. Marta sonríe y, por muy cenizo que seas, no puedes evitar contagiarte. Da igual que sople el viento. Llegas a pensar que en realidad lo que el cierzo quiere es bailar al son de sus carcajadas. Y luego, claro, el baile baja revoluciones para mecerse en los ojos de Dani. Qué ojos, señor. Qué azul. Qué manera de mirarla. De amarla hasta con las pestañas.

Han cruzado medio mundo. Juntos y separados. O, mejor dicho, juntos aunque distasen varias horas de avión de un abrazo. De ahí que su boda fuese algo parecido a la ONU, con invitados llegados de Turquía, de Italia… y, por supuesto, de no sé cuántas provincias españolas. Una boda internacional en Zaragoza. ¡Una auténtica destination wedding!

¿Y cómo hacer que todos se sintiesen en casa? Cuidando al máximo los detalles. Menudo curro se marcaron Marta y Dani: ella dibujó una caricatura personalizada para cada invitado… y él las escaneó una a una para poder imprimirlas y así decorar un seating de lo más original, además de dejar otra lámina en cada plato.

El arte con la ilustración también quedó patente en el photocall, que rendía homenaje al Torico de Teruel: de allí es Dani y allí fue donde se conocieron y comenzaron su historia. El diseño era de Silvia, amiga de la novia (y compañera de fatigas en Bellas Artes).

Pero claro, cada historia no es de uno: todos les debemos todo a quienes nos han precedido. A otros síes que llegaron hace años. Abuelos. Padres. Incluso hermanos. Y así quisieron homenajear los novios a sus familias, con fotos del álbum familiar decorando un mueble vintage justo a la entrada del salón. ¡Fue divertidísimo buscar los parecidos!

Ese aire nostálgico, romántico y muy tradicional quedaba que ni pintado con la estética del lugar elegido para esta boda en Zaragoza: Torre Mirahuerta, una finca de labor ubicada a las afueras de la capital aragonesa que conserva con mucho gusto decoración típica de la zona.

Y, tratándose de una boda en Zaragoza… ¿cómo iban a faltar las jotas? Un grupo de joteros dio la nota de color al cóctel… ¡y la propia novia se arrancó con unas alusivas a sus padres y a su recién estrenado marido!

Para el catering apostaron a caballo ganador: José Fernández, uno de los restauradores con más prestigio de Aragón. Sin duda, su propuesta gastro fue todo un regalo para el paladar de los invitados.

El look de la novia

Marta llevaba un diseño exclusivo de Azucena Murcia (que también vistió a su madre y a su hermana, híper elegante con un look en el que destacaba una súper pamela de Masario), con plumeti en tono nude, muy romántico y delicado. Me encantó el guiño a su madre en el tocado, pues rescató las mismas flores blancas que ella había llevado en su boda años atrás.

El peinado, súper sencillo, daba todo el protagonismo a la IM-PRE-SIO-NAN-TE melena de Marta. Todo un acierto de Peluquería Nature. El maquillaje fue obra de Pilar Alcázar, amiga de la novia… ¡y toda una artista de los pinceles!

Los zapatos eran un diseño a medida de José Illana, también en tono nude combinado con dorado. El ramo fue regalo de una de sus amigas, una composición con flores preservadas de Floristería Zentro. El resto de la decoración corrió a cargo de Bambú Arte y Diseño Floral.

«Contigo me siento en casa», le decía Marta a Dani. Y así nos sentimos nosotros con ellos. Como uno más de la fiesta. ¡Como uno más de la familia!

Gracias, chicos, por darnos la oportunidad de compartir este día con vosotros. Gracias por permitirnos ser los ojos de una historia tan especial. ¡Feliz vida, amantes!

 

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia
Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia

Boda Torre Mirahuerta Zaragoza © Pepa Malaga Fotografia