Pepa Málaga

Que a Lucía le encantan las fotos es un hecho. Por eso disfrutó a tope de sus fotos de Comunión... y me hizo disfrutar a mí con cada disparo.

Para las fotos de Comunión de Lucía sus papis eligieron que pasase el gran día: es una opción perfecta para volver a disfrutar del vestido y olvidarse de las manchas y los enganchones (que no fueron ninguno, que conste). Por eso lo recomiendo para tener un recuerdo de fotos de Comunión inolvidable.

¿Te apetece que tu peque disfrute de una sesión única y se sienta modelo por un día? Escríbeme y diseñaremos juntas un reportaje que nunca olvidaréis.

Back to portfolio